jueves, 30 de julio de 2020

SUERTE O TALENTO: ¿Por qué se venden los libros?

Parece que la publicación a través de editoriales y también la autopublicación o publicación independiente es cada vez más complicada o difícil. Con esto me remito a algunas conversaciones con amigos, siempre en los mismos términos con ligeras variaciones:

"La gente no lee"; "las editoriales no están recibiendo manuscritos; las agencias tampoco"; "mandé mi manuscrito y no he obtenido respuesta". "Publicar en Amazon es difícil, hay demasiados libros para sobresalir ahora. Cuando lo hiciste todo era más fácil".

 Y cuando les digo que yo no tuve mayores problemas para publicar a través de editoriales reconocidas, la respuesta invariablemente es: "En la época que publicaste  era más fácil"; o "Cuando publicaste en Amazon estaba empezando la autopublicación, por eso tuviste suerte".

 Y entonces no sé. Me siento infravalorada.

 ¿Será que ellos escriben mejor que yo, y que mis libros se vendieron y se siguen vendiendo por pura suerte?

¿Será que las editoriales en 2007, 2008, 2010 y 2012 tenían las puertas abiertas a toda clase de manuscritos por malos que fuesen?

¿Será que Ediciones Roca, Ediciones B y la agente Antonia Kerrigan aceptaban representar a cualquier escritor en esa época?

Lo cierto de todo es que todavía hoy me escriben agentes y editoriales. No voy tras ellos. Sea porque ven mis libros entre los más vendidos o porque tengo suerte, como dicen.

Pero la suerte no lo es todo, aunque tal vez sea un componente importante, como todo en la vida. No diré que escribir es una tarea titánica como dicen algunos, pero fácil no es. Y escribir buenas historias menos. No seré una gran literata pero mis libros se venden no por pura suerte, o porque estuve antes que otros o porque las editoriales fueron magnánimas conmigo, o porque una gran agencia quiso representarme sin poner reparos. Mis novelas deben tener algo bueno, digo yo.

Claro que escribir no lo es todo. Debo promocionar mis libros, hacerlos conocidos, hacerme conocida yo, esto quiere decir estar presente en las redes sociales, en mi blog, tener una página de autor en Amazon por si alguien desea comprar más libros míos.

Las que no me parecen efectivas, al menos en mi caso, son las presentaciones de libros. Solo tuve una en toda mi vida y fue con la trilogía El manuscrito. La librería estaba a rebosar de gente conocida y amigos y sin embargo no vendí un solo libro. Claro que comparar la trilogía con Harry Potter no fue lo más acertado de parte de la presentadora, cualquiera que haya leído la obra sabrá que son temas absolutamente diferentes. En Venezuela desprecian a los que publicamos en Amazon. Pero en la parte de abajo de las portadas de la trilogía dice: "Amazon Publishing".

¿Y qué quiere decir Amazon Publishing? que está publicado a través de la editorial de Amazon, una editorial al uso como otra cualquiera, no es autopublicación. Si estuviera autopublicada no saldría el nombre del sello Amazon Publishing. Y debo decir que no solo yo publico bajo este sello, ya son muchos escritores independientes los que lo hacen con muy buenos resultados. Y como sucede con Audible, generalmente son ellos los que escogen las obras que desean contratar.

Amazon Publishing tiene varios sellos: "Litle A", ""Two Lions" "Amazon Original Stories", "Amazon Publishing", "Amazon Crossing" "Amazon Encore"; "Thomas & Mercer" entre otros más, que no son de autopublicación (Kindle Direct Publishing) o KDP como lo llamamos nosotros. Esta editorial paga un anticipo, se encarga de la corrección (excelente, por cierto), de la maquetación, de la portada y lo más importante: de LA PROMOCIÓN. No hay mes en que uno de mis libros bajo su sello no sea promocionado de alguna manera. Y algo que también es importante: Los pagos por las regalías son MENSUALES el mismo día que recibo los pagos de KDP con una puntualidad suiza. Y Amazon Publishing tradujo al alemán mi novela El secreto: Das Geheimnis des Manuskripts ¿Suerte?

En Venezuela hay muchas editoriales de autopublicación, en las que se paga para que los escritores puedan ver sus libros publicados, pero dudo mucho que con la misma efectividad que en Amazon. Sin embargo esos escritores autopublicados miran con aires de superioridad a los que lo hacemos por Amazon.

Mis libros están en esa plataforma en papel, en digital y en audiolibro. Y no he pagado un centavo para ello. Obviamente Amazon retiene un porcentaje por la venta de cada libro pero las regalías son superiores de las que da cualquier editorial: el 70%.

Y debo decir que la firma Audible de Amazon que es la que elige a los autores que desea grabar, en mi caso, como dirán algunos, tuve la "suerte" de que se interesaran por TODOS mis libros y me pagaron un anticipo por cada uno de ellos. Cada nuevo libro que publique en adelante saldrá bajo esa firma de audiolibros, previo anticipo, por supuesto.

También tuve la "suerte" de que todos mis libros interesaran a una editorial francesa, y compraran los derechos de traducción. Y que un conocido productor y guionista, Mauricio Navas Talero esté preparando con un equipo de escritores el guión de mi novela La lista para una serie televisiva en la cadena RCN de Colombia. Tuve la "suerte" de que comprase mi novela en Amazon y le gustara.

Bueno, como decía mi querido Waldek, personaje principal de mi novela  La búsqueda: "Blanquita, no he visto a una persona que tenga tanta suerte como tú". Claro que algo de aquello debo tener, pero no todo lo dejo al azar. Cuando hago algo me dedico en cuerpo y alma a ese algo, sea ser secretaria ejecutiva, tener un taller de costura, representar a una empresa taiwanesa de maquinarias o ser escritora. Todo lo hago con pasión, y disfruto mucho, no considero pesado o trabajoso promocionar. Escribir para mí es una delicia, corregir me entretiene y aprendo mucho, diseñar los banners o las portadas de mis libros me emociona, maquetar un libro para papel me encanta, y bueno, creo que voy a terminar dándoles la razón: Tengo mucha suerte de que me agrada muchísimo todo lo que hago. Y si con ello vendo mis libros, mucho mejor.

¡Hasta la próxima, amigos!


(Quise corregir un error en esta entrada y se borraron todos los comentarios, un grave problema al editar con esta nueva interface de Blogger. No comprendo por qué algo que estaba bien lo cambiaron a algo peor. Estoy pensando en mudarme a Wordpress).

6 comentarios:

  1. ¡Gran reflexión, Blanca! Suerte, en la vida, se ha de tener desde el momento en que somos concebidos. Entre millones de espermatozoides, nosotros fuimos los que fecundamos al óvulo. Hasta aquí, no hay discusión posible: nacimos, casi por milagro. Ahora bien, una vez nacemos podemos tener la suerte de nacer en una familia adinerada o sumamente pobre. ¿Suerte? Depende de la perspectiva con la que se mire, ¿verdad? Hay gente rica muy desgraciada y pobre muy feliz. Porque de suerte, hay buena y mala, no lo olvidemos. ¿En qué consiste, entonces, la suerte? Bajo mi punto de vista, en ser feliz con lo que haces, con quienes te rodean y te quieren y contigo mismo. Yo disfruto con mi profesión de profesor, me encanta escribir y soy feliz con mis amigos y familia. Pero no es fruto de la suerte, o no únicamente se debe a que haya tenido buena suerte: he luchado muchísimo por ello y me he preparado (y lo sigo haciendo) para ser mejor profesor, escritor y esposo/padre/amigo. ¿Suerte? Me temo que, en mi caso, en el de Blanca y en muchos otros, tuvimos la suerte de nacer y el tesón de luchar (y seguir luchando) por lo que queremos. Excelente articulo, Blanca. Un saludo desde Barcelona 😊😉

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se confunde mucho a la suerte con la determinación, Miguel Ángel. Y algunos la usan como un parapeto para ocultar sus frustraciones, lo cual por otro lado, es entendible. Y tienes razón en lo que dices: tuvimos la suerte de nacer y el tesón de luchar por lo que queremos.

      Eliminar
  2. Los libros cada vez se venden menos.la gente mira netflif mas y yo soy una de ellos
    me ha gustado tu blog besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ah! Netflix! Me encanta. Pero siempre tengo tiempo para leer. ¡Gracias por tu visita!

      Eliminar
  3. Algo tiene el agua cuando la bendicen, querida Blanche.

    Rafael

    ResponderEliminar


Me interesa saber tu opinión. Los comentarios anónimos serán anulados.