miércoles, 4 de enero de 2012

Marisol Marrero, una venezolana canaria

Esta primera entrada del año la quiero dedicar a una autora venezolana: Marisol Marrero.  Pocas veces he tenido oportunidad de leer a escritores venezolanos, no porque no los haya; hay muchos y muy buenos, según las críticas y los círculos literarios del país. Tal vez sea enteramente mi culpa el no buscarlos debido a la mala suerte que he tenido con las editoriales venezolanas.

Pero ahora no se trata de hablar de mí sino de Marisol Marrero, cuya primera novela: Lotte von Indien, La coloniera de Tovar, tuvo tal éxito que ahora publica por Planeta, y la saga continúa, pues es una trilogía de la que no me pienso perder la última, apenas salida del horno.

En Caracas existe un clima muy agradable, estamos a una altura de novecientos metros sobre el nivel del mar, de manera que pese a estar en una zona caribeña no existe un calor excesivo, pero si uno recorre por sus montañas, las cuales rodean la Gran Caracas, especialmente la cordillera que nos separa de la costa, encontraremos que el clima es tan frío como en cualquier lugar de Europa en otoño o principios de invierno.  

Lotte, diminutivo de Carlotte, es la protagonista de esta primera parte llamada Lotte von Indien.  Vino con su familia desde la Alemania de los años 1840, en un barco junto a un grupo de inmigrantes alemanes de la Selva Negra, atraídos por la propaganda que de la Venezuela de entonces se hacía.  Una niña soñadora, a la que le gustaba leer e inventar historias.  Sin embargo, Lotte es una protagonista dura, hermosa y muy apasionada, y es aquí donde la maestría de Marisol Marrero nos envuelve, pues transforma momentos álgidos en sueños sofocantes, y utiliza una prosa a la que pocas veces como lectora he tenido acceso.  

La novela que le sigue a la niñez y juventud de Lotte es Niebla de Pasiones. En ella va quedando atrás la niña de las preguntas sin respuestas, de los amores equivocados, para rendirse a la evidencia de que está enamorada, y se va descubriendo capa tras capa como si estuviéramos ante una cebolla, y con cada capa nos enfrentamos a situaciones que ni siquiera habían cruzado por nuestra mente, vamos descubriendo secretos, mentiras, infamias, amores, y tal como el título Niebla de pasiones, quedamos envueltos en una bruma que por momentos no es la que enturbia La Neblina, el lugar donde ocurren la mayoría de los hechos, allá en las sierras de la Colonia Tovar, a solo treinta minutos de Caracas, la capital.  Es la de nuestros corazones. Entonces el tiempo se contaba de otra manera, no había caminos, ni existían las facilidades de transporte de hoy.  Por otro lado Venezuela estaba siempre convulsionada por alguna revuelta, un golpe de estado, un levantamiento o una guerra civil, de manera que los tranquilos colonos alemanes no comprendían dónde se hallaba aquel paraíso que les habían descrito cuando se animaron a mudarse de continente.



Los datos históricos acerca de las revueltas y saqueos de Ezequiel Zamora, sus pleitos con Páez y la figura paciente y conciliadora de Guzmán Blanco se ven reflejados como si la autora hubiese conversado con ellos.  Lotte se ve envuelta en rebeliones y amores en viajes de regreso a Europa convertida ya en una hacendada que con sus propias manos levantó los cafetales que aprendió de un personaje que llegó a ser presidente de Venezuela por poco tiempo. Me encantaría poder develar más detalles pero entonces restaría el placer a los lectores, de encontrarlos.  Solo puedo decir que nada es lo que parece ni todo lo que brilla es oro. A veces es más que eso. El erotismo que se respira es profundo, deja huella, Marisol es una maestra describiendo la pasión, mientras juega con nuestra propia mente.

La lectura de estas dos primeras partes me ha dejado una niebla en el alma, y eso solo es posible cuando la comunión entre lector-escritor se da por completo.

Marisol Marrero vino a Venezuela muy pequeña procedente de las Islas Canarias. Es socióloga egresada de la Universidad Central de Venezuela, tiene una maestría en Psicología Social y ha sido profesora universitaria. Ha publicado doce libros de poesía y dos ensayos. En narrativa: Las brujas modernas vuelan en la red, y Alonso e Isabel, además de esta trilogía,
Perteneció a la Junta Directiva del Círculo de Escritores de Venezuela y es miembro del Pen Club de Venezuela.

B. Miosi

14 comentarios:

  1. "La lectura de estas dos primeras partes me ha dejado una niebla en el alma, y eso solo es posible cuando la comunión entre lector-escritor se da por completo".

    La lectura de esta magnífica frase me ha empujado a hacerme en cuanto pueda con los libros de Marisol, Blanca. Muy buena la entrada, una perfecta disección de la trama de ese sugerente mundo de Lotte.

    Enhorabuena por la entrada, y recibe un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  2. No conocía a esta escritora Blanca pero por lo que has contado de sus novelas, parecen muy interesantes, las tendré en cuenta en mis futuras lecturas porque creo que me pueden gustar
    un beso!

    ResponderEliminar
  3. Pinta muy bien lo que cuentas, Blanca.
    Esa mezcla entre realidad e imaginación; entre Europa y América.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Si no es por tu medio, no llego a conocer escritores de esta talla; gracias por darla a conocer.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Parece una lectura interesante. Vamos a tenerla en cuenta!

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Valla se ve que es un libro increíble y una genial autora. Como sabes confío ampliamente en tu criterio.
    Me encantaría leerlo.Como puedo contactar a la autora Blanca? Esta disponible en alguna red social?

    ResponderEliminar
  7. Félix:
    No te imaginas el tipo de literatura que escribe Marisol Marrero, para mí ha sido un agradable descubrimiento. Ojalá puedas leerla.

    Tatty: En Venezuela tenemos muy buenas escritoras, el asunto es darlas a conocer y que sus libros crucen la frontera.

    Pilar: Tú como poeta estarías encantada de leer a Marisol, abajo de este mensaje dejaré su correo.

    Dean: Gracias por tu visita, amigo, Marisol Marrero tiene una novela publicada por Amazon.com, date una vuelta por ahí y tal vez te darás el gusto de leerla!

    Alejandro: Estoy segura de que te encantará leerla.

    Nyra: La puedes encontrar en Facebook como "Marisol Marrero" o escribirle a su correo, que me ha autorizado para darlo:

    labrujamoderna@hotmail.com

    ¡Gracias por sus comentarios!

    Besos,
    Blanca

    ResponderEliminar
  8. Muchas gracias por la recomendación Blanca, espero poder leerla.

    Abrazos

    ResponderEliminar
  9. Hola Martikka, la obra de Marisol la puedes conseguir en Amazon, pero no en Kindle, sino en formato de papel. Tal vez en Planeta España.

    Gracias por la visita!
    Besos
    Blanca

    ResponderEliminar
  10. Siempre es bueno que te recomienden una escritora o libro, es una manera de conocer libros tan interesantes como parece esta trilogía.

    Besitos y feliz entrada de año.

    ResponderEliminar
  11. Pues me da verguenza decir que no conocía a la autora, lo sé, tan falta de información literaria se encuentra uno a veces en este país, de eso ya tu sabrás bastante.
    Ahora bien, me pondré en marcha para buscar sus novelas, espero que me iluminen tanto como lo hicieron contigo.

    Saludos cordiales, Blanca.

    ResponderEliminar
  12. Siempre me asombro de cuántos escritores/as me quedan por conocer. Se agradece aprender de otros, Blanca.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  13. Gracias, Erika, Blas, Deugar,
    Esta escritora venezolana merece ser conocida en todas partes, espero que su obra sea bien difundida, en unos días sale el tercero de la trilogía, y estaré en la presentación! ya les contaré...

    ResponderEliminar
  14. Tengo en mi poder las tres obras de esta muy buena escritora. He leído "Lotte von Indien La coloniera de Tovar", estoy leyendo "Niebla de pasiones" y tengo en mi escritorio "Rosas y duraznos". Interesante la gran cantidad de datos allí expuestos y desconocidos en la historia venezolana por ser hechos de primera mano. Me fascina la posibilidad de que, Flora Tristán, pudiera ser descendiente del Libertador pues como lo dice la autora, su parecido con Bolívar es extraordinario, la busqué en el diccionario ilustrado y de verdad quedé sorprendido. Muy buena prosa y una ilación discursiva bien trabajada, da a la novela toda su vívida realidad en la que el lector es conducido por su mano, y lo deja inmerso en la textura selvático-motañosa de la Colonia Tovar de aquella época sin lograr salir de la narración. Mis más sinceras felicitaciones Marisol. Disculpa mi confianza, y, aunque no te conozco, hemos cruzado miradas en las exposiciones del "Mucumbarila".

    ResponderEliminar

Me interesa saber tu opinión. Los comentarios anónimos serán anulados.